¿Qué es el CVV de una tarjeta?

Es posible que en alguna ocasión al realizar una compra online te hayan pedido el CVV de la tarjeta. Hoy te contamos qué es este famoso CVV. Se trata de un dígito de seguridad cuya finalidad es aportar mayor seguridad a las transacciones bancarias realizadas de forma remota.

¿Qué es el CVV de una tarjeta?

El Card Verification Value es un código de verificación. A veces se confunde con el CVC, pero son lo mismo.

Se trata de tres dígitos que puedes encontrar en el reverso de tu tarjeta de crédito o débito si usas una Visa o una MasterCard. Justo en la banda de la firma. Por el contrario, en las tarjetas American Express este dígito tiene cuatro cifras y se encuentra en la parte delantera.

¡Simula gratis tu puntuación de crédito durante 7 días!

En monmia, no solo comparas créditos.
El 59% de los usuarios de monmia ya han calculado su mScore.

  • Calcula tu informe de crédito de 0 a 999
  • Comprueba qué productos se adaptan mejor a tu perfil
  • Entiende por fin cómo te ven los bancos.
SIGUIENTE

¿Para qué sirve el CVC?

El único objetivo de este código es dar mayor seguridad a las transacciones que hacemos online. Es una forma de asegurar que quién está haciendo la compra realmente tiene la tarjeta de crédito o débito en su poder y puede comprobar este número.

El código se inserta en la tarjeta a través de una impresión plana, por lo que es difícil conseguir copiarlo al clonar una tarjeta, puesto que no deja ningún tipo de huella. Esto quiere decir que si te clonan la tarjeta e intentan comprar con ella online lo van a tener muy complicado si no tienen el código CVV.

De ahí la importancia de mantener este código a salvo. No debemos nunca comunicarlo nunca a través de correo electrónico. Existen muchos fraudes en los que los delincuentes se hacen pasar por una entidad bancaria y piden al estafado que indique el CVV a través de email o que entre en una determinada web y lo introduzca.

Si pierdes tu tarjeta o la cambias por caducidad, el CVV que vendrá en la nueva será diferente del que tuvieras anteriormente. Con esto te puedes hacer una idea de la importancia y la seguridad de este código.

Probabilidad de obtención™

¿No estás seguro de que puedas acceder al producto que quieres? No te preocupes, con nuestra herramienta de probabilidad de obtención podrás saber cómo de probable es que te concedan ese producto financiero que estás buscando.

¡Compara en solo 2 min!

¿Por qué no lo piden todas las tiendas online?

Ahora que ya sabes qué es el CVV de una tarjeta te estarás preguntando por qué no lo piden todos los e-commerce a la hora de hacer una venta. Pues por algo tan sencillo como que no es obligatorio. Algunas empresas prefieren usar otros sistemas de validación. Por ejemplo que el cliente tenga que autorizar la transacción con una clave numérica que recibe en su móvil.

Al final, lo importante es que te asegures que estás comprando en páginas seguras y consultes en Internet antes de dar tus datos personales o datos bancarios si tienes alguna duda.

También puedes optar por medios de pago que refuercen la seguridad. Para conocer los mejores nada como comparar entre las diferentes tarjetas de crédito y lo que te pueden ofrecer.

Si estás buscando tarjetas, te recomendamos el siguiente post:

https://comparador.monmia.es/dinero/tarjetas-de-credito/como-solicitar-una-tarjeta-de-credito-online/

Comparador de Tarjetas de Crédito

Te mostramos resultados personalizados entre los más de 100 productos disponibles de nuestros más de 30 proveedores.

  • Solicita de 1.000 a 20.000 euros
  • Desde 1 año a 8 años
  • Desde 5% TAE
¡Comparador de Tarjetas de Crédito: en solo 2 min!

8 de cada 10 usuarios volverían a comparar con monmia antes de contratar un préstamo





Descargo de responsabilidad:
Este artículo es meramente informativo y no debe tomarse como un asesoramiento formal. Es importante leer con detenimiento las condiciones de cada producto antes de contratar y buscar la ayuda de un asesor profesional en caso de duda. Para los préstamos personales, es importante calcular el total a devolver, y en el caso de inversión, se debe tener en cuenta que las fluctuaciones del mercado pueden suponer un riesgo de pérdida sobre el capital invertido.